El bellísimo e impresionante patrimonio industrial (y tecnológico) que estamos dejando que se pierda

Snip 20170618115742

La Historia es mucho más que reyes y batallas. Es también la historia de los ingenieros que levantaron puentes, muros y catedrales; la historia de los gremios que crearon los más finos tejidos y los más vistoso colores; la historia de las fundiciones que convirtieron pequeños herreros en exquisitos maestros de orfebrería.

Pero esa historia tecnológica e industrial es mucho más volátil. Se pierde con mucha mayor facilidad y, de hecho, la estamos perdiendo pese a los esfuerzos para que esto no sea así. Algún día, dicen los expertos, nos preguntaremos dónde están las minas, las fábricas y los ordenadores que nos trajeron aquí. Pero ya habrán desaparecido.

El último ejemplo: las minas

Snip 20170618115644

No tuvo que pasar mucho tiempo desde que los seres humanos comenzáramos a fabricar herramientas de piedra hasta que nos dimos cuenta que no todos los guijarros eran iguales. Había piedras y rocas mejores que otras y, esto es importante, las rocas buenas eran escasas.

Ese fue el momento en que la minería comenzó a dar sus primeros pasos. Con el paso del Paleolítico al Neolítico, comenzamos a encontrar numerosas evidencias de esas primeras minas subterráneas por toda Europa (cuyo ejemplo más famoso quizás sea el yacimiento de Rijckholt en Países Bajos con pozos de hasta 15 metros de profundidad).

Y desde entonces no solo nos han acompañado durante miles de años, sino que en la última parte del camino se volvieron esenciales. La plata y el oro americanos cambiaron de raíz la geopolítica del mundo, pero fue, sobre todo, el carbón lo que impulsó un cambio radical del mundo tal y como era. Un cambio que se llamó revolución industrial.

Snip 20170618115943

Pero las cosas empezaron a cambiar en algún momento a finales del siglo XIX. La industrialización, las prácticas mineras y las condiciones sociales se habían vuelto tan complejas que ya en 1888 se realizó la primera gran manifestación ecologista de la historia en Huelva a la que acudieron más de 12.000 personas y que acabó transformándose en una matanza sin paliativos.

Aun así han tenido que pasar 130 años para que la minería vaya desapareciendo progresivamente de Europa. El cambio social, económico y tecnológico de las cuencas mineras ha sido brutal: a finales de los 60 y principios de los 70, la minería empleaba a más 28.000 personas; hoy supera, no sin muchas dificultades, a 1500.

Snip 20170618120023

Es decir, con la presión de las nuevas fuentes de energía y la deslocalización industrial, la minería y sus cuencas son la definición viva de un muerto viviente industrial. La pregunta durante todo este tiempo era si había algún futuro para todo ese patrimonio o lo más inteligente era cerrar las cuencas con llave y tirarla en algún pozo.

Una historia que se repite

En el fondo, las minas son lugares industriales atípicos. Son lugares atravesados no solo por factores económicos, sino también por dimensiones antropológicas y paisajísticas. Pero hay muchos otros lugares que han sido centrales en la historia tecnológica e industrial del país.

gfdfg

De hecho, hoy no me interesa tanto la mina en sí, como la conservación y el cuidado de nuestra historia tecnológica. El año pasado, el ayuntamiento de Zaragoza acordaba la demolición de la fundación Averly una joya del patrimonio industrial internacional declarada por el World Monuments Fund uno de los 50 bienes industriales en peligro más importantes del mundo. Y sí, sobre muchas de sus naves, se levantan hoy bloques de viviendas.

Pocos son los lugares que como las Fábricas de Cobre y Latón de Riópar en Albacete (una fundición que data de 1772 y que todavía en 1954 era considerada una "empresa modelo" en el país) aspiran a convertirse en Conjunto histórico industrial pese al estado que sufren algunas de las instalaciones desde el cierre de la fábrica en 1996.

Riopar Viejo

De hecho, muchos expertos están seguros que si no llega a ser por el empuje turístico del nacimiento del Río Mundo, el patrimonio industrial de Riópar ni siquiera estaría en el radar, como ha pasado en buena parte de la comarca de Azuaga en Badajoz o en otras tantas.

El turismo minero, industrial y tecnológico

Snip 20170618120011

Y es que el turismo parece ser la herramienta para reconvertir las regiones y, a la vez, conservar el patrimonio industrial y tecnológico de regiones que hace 50 años eran centrales en los países industrializados.

Este fin de semana, sin ir más lejos, se celebra la Feria de Turismo Minero en El Entrego, una aldea asturiana donde está el Pozo Sotón, declarado bien de interés cultural y quizá uno de los mejores ejemplos de la reconversión turística del norte minero español.

Poco a poco, la historia tecnológica e industrial del mundo va desapareciendo devorada por lo que entendemos que es progreso en cada momento histórico. Por eso, la creación del Museo del Videojuego en Madrid y otras iniciativas en este sentido son buenas noticias. Pero enfatizan que hemos de pensar formas para convertir la nostalgia en formas efectivas de cuidar la historia de como llegamos (tecnológicamente) a donde hoy estamos.

Imágenes | Hunosa, Sergio S. C.

También te recomendamos


19 fotografías alucinantes sobre el pasado, el presente y el futuro de los túneles de viento


Cómo la realidad aumentada puede ser mucho más que un juego


Esto es lo que argumentan quienes defienden que abandonemos el Sistema Métrico Internacional


La noticia

El bellísimo e impresionante patrimonio industrial (y tecnológico) que estamos dejando que se pierda

fue publicada originalmente en

Xataka

por
Javier Jiménez

.

Chequea también

650_1200

Elon Musk dice que las baterías de Tesla podrían reemplazar el sistema eléctrico de Puerto Rico

Elon Musk quiere volver a salvar el mundo, o por lo menos ayudar a que en Puerto Rico vuelvan a tener luz. El creador de Tesla dice estar dispuesto a trabajar en la reconstrucción del sistema energético del país, que quedó prácticamente destruido tras el devastador paso del huracán María dejando a millones de ciudadanos a oscuras y sin luz. Tras el huracán, algunos medios apuntaron a que toda la destrucción que había provocado le brindaba a la isla una oportunidad única de replantearse su modelo energético. Elon Musk respondió a una de esos medios en Twitter asegurando que Tesla había utilizado sus baterías para dar energía a pequeñas islas, y que este modelo no tiene límite de escalabilidad. The Tesla team has done this for many smaller islands around the world, but there is no scalability limit, so it can be done for Puerto Rico too. Such a decision would be in the hands of the PR govt, PUC, any commercial stakeholders and, most importantly, the people of PR.— Elon Musk (@elonmusk) 5 de octubre de 2017 "El equipo de Tesla ha hecho esto para muchas islas más pequeñas alrededor del mundo, pero no hay límite en la escalabilidad, así que se puede hacer también para Puerto Rico", ha dicho Elon Musk en su cuenta de Twitter. "Tal decisión estaría en manos del gobierno de Puerto Rico, de todas las partes comerciales interesadas y, lo que es más importante, de la gente de Puerto Rico”. Musk ya ha estado mostrando en las últimas semanas su apoyo a Puerto Rico tras la catástrofe. Por una parte donó 250.000 dólares para apoyar la reconstrucción de la isla, y por otra hizo que su empresa enviara cientos de baterías Powerwall. Estas utilizan paneles solares para recargarse, por lo que con ellas trata de ayudar a minimizar dentro de lo posible los efectos de la caída de la red eléctrica en varias zonas del país. A Musk le van los grandes proyectos No es la primera vez que Elon Musk propone un reto de esta magnitud para su empresa. Hace unos meses se ofreció a solucionar los problemas energéticos de Australia en 100 días asegurando que si no lo conseguía lo haría gratis. A día de hoy, y ya con la mitad de su proyecto completado parece que acabará cobrando por la azaña tras instalar allí la batería de litio más grande del planeta con 100 megavatios para 30.000 hogares. "Este es un gran ejemplo para el resto del mundo de lo que se puede hacer", ha dicho Musk hace unos días. Para él no sólo está en juego el dinero que perdería si tuviera que hacerlo gratis, sino el demostrar por una parte que las energías renovables sí que son una alternativa, y lo más importante, que Tesla tiene el músculo suficiente como para que se cuente con ellos para proyectos a gran escala. Cabe recordar también que Tesla está intentando llevar esta revolución al ámbito doméstico con sus proyecto de techos solares, aunque algunos expertos apuntan que invertir en ellos puede ser un grave error financiero. Aseguran que cualquier inversión a 30 años debe sopesarse con mucha cautela, y que en el plan de Tesla hay cosas que no cuadran y muchos interrogantes que pueden llevar a que la cosa no salga tan bien como la pintan. Imagen | Heisenberg MediaEn Xataka | Cambiar el tejado a Tesla Solar Roof es un error financiero. Y grande También te recomendamos Tesla está actualizando el hardware de su Autopilot de forma discreta buscando la ansiada autonomía total El nuevo camión de Tesla tendrá capacidades autónomas e iniciará pruebas en Estados Unidos, según Reuters Llevo más de 25 años trabajando en la misma empresa, ¿y qué? Entrevistamos a siete empleados senior - La noticia Elon Musk dice que las baterías de Tesla podrían reemplazar el sistema eléctrico de Puerto Rico fue publicada originalmente en Xataka por Yúbal FM .