Tecno

Tecnología en Gral

El nuevo fichaje estrella de Elon Musk se llama Andrej Karpathy: así es el director de inteligencia artificial de Tesla

650_1200

Tesla estrena nuevo director de Inteligencia Artificial y, por extensión, nuevo jefe al mando de Autopilot Vision, el sistema de conducción autónoma de la compañía de Musk. Y no es un cualquiera, pese a juventud, Andrej Karpathy ya era uno de los investigadores en visión artificial y aprendizaje automático más prometedores del mundo. El hasta ahora investigador de OpenAI, una organización sin ánimo de lucro apoyada también por Elon Musk, fue becario de Google y se doctoró en Stanford, donde también impartió clases. Ahora se centrará en darle ojos a todos los Tesla que circulan en las carreteras. ¿Cómo es el nuevo fichaje de Elon Musk? Un investigador muy interesante Andrej Karpathy nació en Eslovaquia, pero su familia se trasladó a Toronto cuando tenía 15 años. Estudió allí en la Universidad de Toronto mismo el grado en física y ciencias de la computación antes de realizar el máster en robótica en la Universidad de la Columbia Británica e iniciar el doctorado en visión artificial en Stanford. Allí trabajó sobre todo en cómo utilizar redes neuronales recurrentes en visión artificial, procesamiento del lenguaje natural y su intersección. De hecho, su tesis doctoral es una muestra genial de esto: desarrolló un sistema capaz de identificar distintos ítems en una imagen, etiquetarlos y reportarlos al usuario en lenguaje natural. De la misma forma, funcionaba al revés: era capaz de identificar un objeto en una imagen usando solo las descripciones verbales del usuario. Mientras trabajaba en la carrera realizó varias estancias en Google Research (especialmente en el incipiente Google Brain y su uso de redes neuronales para clasificar vídeos de Youtube) y en DeepMind. También impartió clases en la universidad de Stanford y diseñó junto a Fei-Fei Li el ya famoso curso CS231n sobre aprendizaje automático (uno de los más respetados del mundo). Con ganas de resolver problemas Es curioso: cuando Karpathy comenzó a investigar no estaba interesando en aprendizaje automático, ni en nada relacionado con la inteligencia artificial: estaba interesando en la computación cuántica. Sin embargo, la computación cuántica era aburrida: "demasiado distante, demasiado limitado. No podía ensuciarme las manos", explicaba hace unos años. Tras un pequeño periodo investigando en distintos campos, acabó trabajando en inteligencia artificial. Y fue precisamente por eso, porque era un terreno en el que se podían hacer cosas reales. No se equivocaba, mientras la IA se está comiendo el mundo, la computación cuántica da aún sus primeros pasos. Pero, según él mismo explicaba, si se quedó en este ámbito de investigación fue porque la Inteligencia Artificial es en realidad un metaproblema: "si tenía éxito, una inteligencia artificial podría aprenderlo todo". Un reto hecho a la medida de alguien obsesionado con resolver problemas desde joven cuando se enganchó al cubo de Rubik y hasta creó un famoso canal de youtube lleno de tutoriales. Buscando el lugar donde hacerlo Por eso resultó tan raro que un investigador tan brillante y decidido diera el salto fuera de Stanford (una de las grandes universidades del mundo) pero no fichara por ninguna de las grandes empresas tecnológicas que estaban, precisamente, trabajando sobre este tema. En septiembre de 2016, daba su explicación: "hay muchos problemas e iniciativas que simplemente no se pueden hacer en la universidad o la industria". Son proyectos demasiado grandes para ser llevados a cabo por un grupo de estudiantes de doctorado, que son poco rentables a corto plazo o que tienen demasiados problemas legales si son desarrollados desde una empresa. "[La visión artificial] hoy es un superpoder, pero no tiene por qué ser así necesariamente mañana" El hecho es que recaló en OpenAI, un entorno de innovación muy distinto e innovador que permitía (al menos sobre el papel) superar ambos entornos en un espacio híbrido. Un nuevo sistema que le ha funcionado dos años. En su nuevo puesto como Director de Inteligencia Artificial y coordinador de Autopilot Vision, colaborará con Jim Keller (arquitecto del hardware de Autopilot) y responderá directamente ante Elon Musk (al que describía hace unos años como "divertido e interesante", aunque también "un poco intimidante". Sea como sea, para los que seguimos su trayectoria parece claro que está decidido a llevar a la práctica algo que dijo hace más de cinco años: "Estoy convencido que el futuro del aprendizaje automático es muy luminoso y lo veremos pronto convertirse en algo ubicuo. [...] Hoy es un superpoder, pero no tiene por qué ser así necesariamente mañana". Solo queda saber si Tesla es el lugar idóneo para hacerlo. También te recomendamos Pepiinero: “En Gamergy tendremos que sufrir para poder ser ganadores” Un Tesla con Autopilot en la nieve nos muestra una pequeña aproximación a su futuro como coche autónomo Este vídeo muestra cómo el Autopilot de Tesla detecta y avisa de un accidente segundos antes de que se produzca - La noticia El nuevo fichaje estrella de Elon Musk se llama Andrej Karpathy: así es el director de inteligencia artificial de Tesla fue publicada originalmente en Xataka por Javier Jiménez .

Leer más »

‘Juego de Tronos’ nos emociona aún más con su segundo tráiler, el invierno ya está aquí

650_1200

En marzo pasado tuvimos el primer adelanto de la próxima temporada de Juego de Tronos y hace menos de un mes vimos llegar el primer tráiler oficial. Ahora a escasas tres semanas de su estreno, tenemos el segundo emocionante tráiler de la séptima temporada de la serie estrella de HBO. El invierno ya está aquí En este adelanto vemos algunas secuencias repetidas de los anteriores lanzamientos, pero también hay nuevo material que no hace sino robarnos el aliento, por ejemplo la imagen que ilustra nuestra portada y, por supuesto, aquellas escenas en donde los dragones de Daenerys son protagonistas. A continuación el adelanto con audio original subtitulado al español: Y ahora el tráiler doblado al español: Finalmente, este es el tráiler internacional: Recordemos que la séptima temporada se estrena el próximo 16 de julio, aunque en España habrá que esperar al día siguiente para disfrutar del primer episodio. Además, el final de temporada será el episodio más largo de la serie hasta la fecha con 81 minutos, a pesar de contar con menos episodios que el promedio de temporadas anteriores. El invierno ya está aquí y no queda sino prepararse para enfrentar lo peor, aunque eso signifique unir fuerzas con los que antes eran considerados enemigos. En Xataka | HBO confirma que preparan cuatro spin-offs de 'Juego de Tronos', ¡cuatro! También te recomendamos 81 minutos: el final de la séptima temporada de Juego de Tronos será el capítulo más largo de la serie, hasta ahora Juego de Tronos estrena tráiler de su séptima temporada: la gran guerra está más cerca que nunca Pepiinero: “En Gamergy tendremos que sufrir para poder ser ganadores” - La noticia 'Juego de Tronos' nos emociona aún más con su segundo tráiler, el invierno ya está aquí fue publicada originalmente en Xataka por Antonio Cahun .

Leer más »

La fiebre Ethereum se desata: las ICO son la moda en el mundo de la inversión tecnológica

650_1200

El segmento de las criptomonedas está en plena ebullición en un 2017 en el que parece que bitcoin parece perder terreno frente a Ethereum. La nueva plataforma que da nombre a la moneda virtual ether cobra cada vez más interés, pero lo hace por otro fenómeno llamado ICO. Las Initial Coin Offering (ICO) se han convertido en una de las formas más interesantes de atraer rondas de inversión millonarias para todo tipo de proyectos. La última de ellas, creada por la aplicación de mensajería móvil Status, ha logrado recaudar 270 millones de dólares en menos de tres horas. Ethereum promete, pero nadie sabe cuánto Esta aplicación de mensajería y de navegación web está en fase alfa, algo sorprendente teniendo en cuenta que las rondas de financiación de proyectos como este suelen confiar en productos y servicios más maduros o que ofrecen más garantías en mercados tan competitivos como el de la mensajería móvil. Los responsables de Status crearon esta ICO con una valoración basada en ether: 1 ETH equivaldría a 10.000 SNT (Status Network Token), otra criptomoneda virtual específicamente creada para, entre otras cosas, poder comprar stickers en la aplicación o poder acceder a una "comunidad de filtrado y descubrimiento de contenidos". Lo cierto es que ether (ETH) se ha convertido en la moneda digital de moda, y de hecho hace poco The New York Times afirmaba que bitcoin debía "apartarse a un lado" para dejar paso a ETH. Aunque ambos han crecido de forma excepcional desde que empezó el año, la valoración de ether ha crecido un 4.500% desde que empezara 2017. Asombroso. Un fenómeno con demasiadas incógnitas Eso de asociar una criptomoneda diferente para cada ICO es una de las razones por las que de repente estamos viendo cómo las cosas se complican. Ocurrió lo mismo con los Basic Attention Token (BAT) del proyecto Brave, que logró levantar una ronda de inversión de 36 millones de dólares sin haber demostrado aún demasiadas cosas en un sector tan maduro como el de los navegadores de internet. La nueva ICO de Status también ha planteado dudas, y en el debate de Reddit por ejemplo algunos creen que esos 270 millones de dólares recaudados son solo una muestra clara de la codicia de los responsables del proyecto. "Nadie necesita esos 250.000 malditos millones de dólares para desarrollar un proyecto como Status". En Status la idea es la de ofrecer una especie de WeChat para el mercado occidental: un servicio de mensajería que en realidad permita hacer muchas más cosas. La idea de financiar así estos proyectos es interesante: el acceso a esas rondas de inversión se abre al gran público (o esa es la teoría, en Brave hubo polémica al respecto), y es una forma de que gente que cree en esos proyectos pueda apostar por ellos y hacerlo de forma que esa inversión pueda tener un retorno económico real. Es como un mecenazgo especulativo, por decirlo de algún modo. Especulación u oportunidad real para emprendores e inversores De hecho, la especulación es otra de las palabras que parecen asociadas de forma inevitable a toda esta fiebre que se ha generado en torno a las ICOs y a Ethereum (como antes lo hizo a bitcoin). Para muchos el ecosistema de Ethereum y los Smart Contracts (contratos inteligentes) que permite crear plantean una revolución en la que muchas transacciones (si no todas) podrían completarse sin intermediario alguno. Por supuesto, aún es muy pronto para saber si estamos o no ante esa burbuja de las criptomonedas de la que algunos hablan. La especulación existe, pero también la posibilidad de una revolución real de los pilares que rigen las transacciones (económicas y no económicas) actuales. Aquí puede haber muchos grandes ganadores, pero cuidado, porque también puede haber muchos grandes perdedores, y la situación actual hace imposible saber a qué atenerse. Aquí casi nos atendríamos a aquello de "Ten miedo cuando otros sean codiciosos, y sé codicioso cuando otros tengan miedo" que pronunció el multimillonario Warren Buffet, que de invertir y especular sabe un poco. En Xataka | Los "mineros" de Ethereum están agotando las existencias de las Radeon RX 500 También te recomendamos Bit2me convierte tus bitcoins a euros para que los saques en más de 10.000 cajeros en España Pepiinero: “En Gamergy tendremos que sufrir para poder ser ganadores” Brave: claves de un navegador que ha puesto de moda las inversiones con criptomoneda - La noticia La fiebre Ethereum se desata: las ICO son la moda en el mundo de la inversión tecnológica fue publicada originalmente en Xataka por Javier Pastor .

Leer más »

A toda velocidad por el circuito y sin conductor: Roborace nos lo enseña con una cámara dentro del coche

1024_2000

El diseño final de los bólidos de la Roborace es espectacular, los conocimos recientemente, al tiempo que vimos a sus “mulas” o prototipos dar sus primeros pasitos en circuito, concretamente en Argentina. La realidad es que no hay mucho material gráfico que nos enseñe los coches en acción, hasta ahora. Lo que os vamos a enseñar es una vuelta completa a circuito desde una cámara onboard, es decir, desde el interior del coche, donde obviamente no hay ningún ser humano. El coche es un Devbot, es decir, el prototipo funcional que ya nos enseñaron en movimiento. Como podéis comprobar, están todos los elementos en el interior del coche, desde el volante al asiento, pasando por los botones y palancas de control, por si algún piloto tiene que tomar el mando. Pero realmente estamos ante un coche completamente autónomo que competirá con otros en las mismas condiciones. Vamos con el vídeo: La vuelta completa está tomada en la carrera ePrix que tuvo lugar en Berlín, es decir, donde compitieron los Formula E, competición hermana en tecnología eléctrica y con los que comparte organizadores. Si tenéis curiosidad por sus prestaciones, pues hay que comentar que la velocidad máxima conseguida por estos bichos es de 200 kilómetros por hora, y en el circuito de Berlín consiguen hacer la vuelta en unos 30 segundos menos que lo haría un Formula E pilotado. También te recomendamos La primera carrera con coches autónomos terminó en accidente: Roborace en Argentina Ocho trucos de Instagram que hemos aprendido de los instagramers más populares Así es el primer coche eléctrico y autónomo de la Roborace, tan espectacular como en los diseños de Daniel Simon - La noticia A toda velocidad por el circuito y sin conductor: Roborace nos lo enseña con una cámara dentro del coche fue publicada originalmente en Xataka por Kote Puerto .

Leer más »

El reto era ser ingeniera en la NASA, lo logró y le supo a poco: Christine Darden, la maga del “sonic boom”

1024_2000

Hace poco se ha estrenado una serie de Netflix basada en lo difícil que era ser mujer trabajadora a principios del siglo pasado, 'Las chicas del cable'. Una historia de lucha que vimos también en la gran pantalla con 'Figuras ocultas', pero en este caso se inspira en mujeres que llegaron lejos en la NASA a mediados del siglo XX, estando entre ellas (aunque no entre las protagonistas) la matemática Christine Darden. Situándonos en las décadas de los 50 y 60, la maquinaria para realizar cálculos era en muchos casos "de tracción humana", y saber programar aquellos primeros ordenadores era muy complicado. Un momento en el que la carrera espacial estaba en plena ebullición con la competencia entre Rusia y Estados Unidos, y la NASA requería un ejército de computadores (humanos) que pudiesen escribir programas complejos y llevar a cabo los cálculos para los ingenieros, y ahí fue donde la aportación de Darden empezó a brillar. Cuando las matemáticas son tu primer amor Nacida en 1942, Darden tuvo un temprano acceso a la educación, asistiendo a las clases que su madre impartía desde los tres años. Esta competencia que comentábamos entre estadounidenses y rusos ya aparece en la infancia que recuerda tal y como explica ella misma en una entrevista, relatando el desconocimiento que se tenía de lo que Rusia hacía en los cielos con el Sputnik y el miedo a que preparasen un bombardeo (lo cual también sale representado en la película también). Pero no fue el Sputnik lo que motivó a la joven Christine a tomar el camino del cálculo, sino un profesor de Geometría que hizo que ésta se enamorase de las matemáticas y decidiese encaminar sus estudios universitarios hacia la física y no hacia la biología (y ser médico). Por recomendación de su padre (ante un panorama aún algo inseguro para la mujer trabajadora), empezó siendo profesora entre semana para recibir clases de matemáticas avanzadas en la Universidad de Virginia. Logró trabajar como asistente de investigación en física de aerosoles y obtener un Master, momento en el cual descubrió que la NASA había estado buscando ingenieros (justo un día antes de que ella preguntase). Aún así, rellenó la solicitud de trabajo y unas semanas más tarde la institución le ofreció un trabajo (en 1967), aunque incluso esto le supo a poco. Estar trabajando en la NASA y notar que te falta algo Aunque predominaba no había igualdad de género y en Estados Unidos había segregación racial por ley, tras la Segunda Guerra Mundial el colectivo de matemáticas se había ganado el respeto al trabajar en el procesamiento de datos mientras los hombres eran enviados a la guerra. Darden fue llamada para formar parte del grupo de computadores (humanos) del centro de investigación de Langley, encargados de escribir programas complejos para los ingenieros. No se conformaba con "sólo" procesar datos: quería crearlos Su labor era resolver ecuaciones complejas que provenían de los ingenieros, pero en ocasiones sin conocer muy bien su origen o a dónde se dirigían y esto empezó a crearle una sensación de insatisfacción. Y llegó un momento en el que no se conformaba con "sólo" procesar datos: quería crearlos. Entonces, tras preguntar a sus superiores inmediatos sin éxito, decidió saltarse varios eslabones y dirigirse directamente al director para cuestionarle por qué las mujeres quedaban en puestos de computación sin posibilidad de ascenso a igualdad de condiciones en cuanto a estudios y preparación. Y así logró un ascenso (y que en parte se desmitificase las mujeres abandonaban sus trabajos una vez se casaban) y pasar a formar parte del cuerpo de ingenieros, siendo la primera y única mujer en esa división del centro Langley en ese momento. Y se hizo el BOOM Una vez en el departamento de ingenieros su primera misión fue escribir un programa relacionado con la explosión sónica o el "sonic boom", a lo cual la NASA se ha dedicado durante años finalizando en 2011 uno de sus últimos experimentos. En el podcast que os enlazábamos antes la propia Darden explica qué es esta explosión sónica, tal y como lo explica a los estudiantes. Sobre tu oído hay una presión ejercida por el aire. Si yo exploto un globo hay una onda con alta presión que va en todas las direcciones a la velocidad del sonido. Cuando esta onda llega a tu oído éste experimenta un salto inmediato de baja a alta presión, y eso es lo que tú oyes (el "boom" del globo). Ocurre lo mismo cuando una aeronave viaja a velocidad supersónica; toda la perturbación que el avión causa al ir más deprisa que el sonido es contenida una especie de cono en todas las direcciones (como el cono de un helado). [...] Este cono queda continuamente; si el avión va de California a Virginia, el cono viaja de California a Virginia llegando al suelo. Tú estás en el suelo, y es cuando pasa este cono cuando oyes la explosión sónica (que lleva la alta presión). Este cono puede ser destructivo, pudiendo romper cristales e incluso rocas (de hecho es algo que pasaba en los primeros tests), de ahí que se prohibieran los vuelos comerciales con aviones supersónicos. Y ahí radicó la importancia del trabajo en las explosiones sónicas a principios de los 70: hacer que no fuesen tan molestas (o destructivas) y que pudiese reiniciarse la carrera supersónica, sobre todo porque ya habían aparecido el Concorde francés y británico y el ruso Tupolev TU-144. Así, el trabajo de Darden y sus compañeros era crear los cálculos necesarios para minimizar el área de ese cono. La científico explica que partía de un sistema de ecuaciones diferenciales para crear un programa en el que introducían cuatro variables sobre un modelo de aeronave y les daba el área del cono que se produciría. Si se acercaban a lo deseado, estos modelos se materializaban para ser probados en el túnel de viento, midiendo la presión dentro y fuera del cono para ver si las ecuaciones estaban bien. Una anécdota curiosa de esta labor que también comenta es la reproducción de explosiones sonoras en hogares al azar, instalando ordenadores que podían reproducir el sonido y recogiendo la reacción que tenían los habitantes de la casa como feedback. Los cálculos para la explosión sónica fue su labor durante 20 años, siendo ascendida a jefa de la división, y posteriormente fue responsable de investigación tráfico aéreo y otros programas de la NASA tanto en el Centro Langley como en otros centros, acumulando unos 40 años de carrera en la agencia. Además, fue consultora técnica en numerosos proyectos tanto gubernamentales como privados y publicó más de 50 trabajos acerca del diseño en referencia al sonic boom, así como su predicción y minimización, quedando como una de las expertas de referencia mundial en cuestión de explosión sónica. Un pequeño paso para Darden, un gran paso para la carrera espacial y la igualdad No vamos a spoliearos la película de 'Figuras ocultas', pero en el tráiler ya podéis ver en cierto modo ciertos aspectos de lo que Darden relataba, si bien aunque no es uno de los personajes principales de la película sí se habla de ella en el libro en el que se basa el film. Uno de estos aspectos es el machismo y la segregación racial, y sobre lo primero Darden cuenta que cuando entró a trabajar en el departamento de ingeniero de Langley había una gran mayoría de hombres, y que las pocas mujeres que había ocupaban puestos administrativos (no había supervisoras, por ejemplo). A modo de anécdota, explica que esta situación hacía que hubiese hombres que mostraban una actitud distinta con ella al no haber trabajado nunca codo a codo con mujeres. Christine Darden. (Crédito: NASA) La historia de Christine Darden es un caso de lucha personal, pero también fue uno de los peldaños hacia alcanzar una igualdad de condiciones que no era fácil en ese momento y ese lugar, con un status quo de marido trabajador y esposa madre y ama de casa. Una mujer ingeniera de color no encajaba en esa norma, pero tanto Darden como el resto de "figuras ocultas" demostraron ser los engranajes necesarios para lograr avanzar en la competición por conquistar el espacio. Darden quiso ir más allá del procesamiento de datos para crearlos, y pero además de esto acabó creando historia en la carrera espacial. Imagen | NASA También te recomendamos Ocho trucos de Instagram que hemos aprendido de los instagramers más populares El avión más grande del planeta ya está aquí, pertenece a Paul Allen, cofundador de Microsoft, y es espectacular SpaceX enciende por primera vez uno de los motores del Falcon Heavy, el cohete que llevará al hombre a Marte - La noticia El reto era ser ingeniera en la NASA, lo logró y le supo a poco: Christine Darden, la maga del "sonic boom" fue publicada originalmente en Xataka por Anna Martí .

Leer más »

Diógenes digitales: ¿para qué sacamos tantas fotos y vídeos cuando difícilmente los revisitamos?

650_1200

Hace unos minutos volvía de una de las muchas actuaciones fin de curso de mis niños en su colegio. Dejando a un lado el debate sobre cómo se lo montan los padres para ir tanto a ver a sus hijos —los míos, que recuerde, jamás fueron a mi cole— lo que sí que resulta chocante es cómo una vez más el salón de actos parecía estar albergando el último concierto de los Rolling. Allí estábamos unas cuantas decenas de padres y madres henchidos de orgullo, esgrimiendo nuestros móviles último modelo —bueno, de todo hay en la viña del señor— para sacar vídeos y fotos a go-go. Hay que guardar el momento, nos decimos, para poder revisitarlo más adelante. El problema es, como ya sabemos, que muchos difícilmente revisitamos esos miles de fotografías y vídeos que nos están convirtiendo en algo así como los Diógenes de esta era digital. Adiós a la moderación Compramos discos duros más grandes, contratamos servicios de almacenamiento en la nube para poder tener una copia de seguridad de todas esas fotos y vídeos, y aspiramos a móviles en los que no solo brille la cámara, sino que también dispongan de cantidades ingentes de almacenamiento (microSD mediante). Atrás quedaron esos tiempos en los que la escasez parecía hacer todos esos momentos capturados más preciosos. Es importante resaltar lo de "parecía", porque estos momentos capturados son igual de preciosos que los que quedaban atrapados en papel Kodak. El tiempo, diría, acaba dándoles a todos esos momentos esa dimensión mágica, sin importar demasiado si están capturados con la cámara dual de un iPhone 7 Plus o un OnePlus 5 o si lo están con una cámara analógica. El tiempo, diría, acaba dándoles a todos esos momentos que capturamos esa dimensión mágica Cada una, eso sí, tiene su encanto: la inmediatez de nuestros móviles compite con ese momento fantástico de abrir el sobre con las fotos reveladas para comprobar que solo 10 o 12 de las 36 habían salido bien. El negocio de la memoria Los culpables de esa situación somos desde luego nosotros, que exigimos a la industria que nos siga proporcionando todas las herramientas que nos permiten registrar (casi) todo lo que ha pasado en nuestra vida para poder acceder a ello cuando queramos. Aunque nunca vayamos a hacerlo, claro. Esa voracidad ha hecho que estemos inmersos en esta era en la que las redes sociales se convierten en peligrosas acompañantes de nuestra memoria (yo recomendaría mucho sentido común a la hora de usar esos servicios), pero en la que también nos encontramos con esos servicios de almacenamiento en la nube casi ilimitados que guardan todo aquello que no cabe en nuestros dispositivos electrónicos. Si uno se gasta un dinerito al mes, tendrá sus recuerdos (más o menos) a salvo No solo eso: las empresas incluso tratan de facilitarnos otra de las tareas más pesadas: organizar esa historia de nuestra vida y darle forma y sentido para que podamos revisitarla de forma práctica y divertida. Características como el reconocimiento facial o de formas y objetos de las aplicaciones de gestión de Google o Apple nos maravillan (cuando no nos inquietan), y lo hacen con el objetivo lógico de que no nos preocupemos por nada: si uno se gasta un dinerito al mes, tendrá sus recuerdos (más o menos) a salvo. Todos ellos. Los esclavos del 'yo estuve allí' La tecnología nos ha vuelto glotones, impacientes, poco cuidadosos. Nos ha convertido en esclavos del yo estuve allí. Acudimos al clic fácil sin pensar, y a menudo ni siquiera hay una reflexión sobre lo que estamos viendo, grabando y fotografiando, cuando la mejor fotografía y el mejor vídeo a menudo lo saca la retina. Sin intermediarios, sin sensores de 12 Mpíxeles, sin las malditas nubes que se han convertido en nuestra memoria. Aquí quizás sería bueno replantearse ese clic fácil. Yo intento moderarme: no me he escapado de sacar alguna foto o de grabar algún vídeo durante esas actuaciones de esta mañana, pero he logrado no caer en la tentación de sacar 300 fotos y grabar dos horas de vídeos que probablemente no revisite jamás. La tecnología nos ha convertido en esclavos del 'yo estuve allí' Precisamente ese sea el problema: sacamos, grabamos y guardamos tantas fotos y vídeos que revisitarlos se nos antoja inviable. A mí a menudo me supera la pereza y el saber que esos miles de fotos y vídeos sin clasificar plantean un viaje al pasado del que acabaré, sinceramente, hasta las narices. Consecuencia lógica, diría yo, del síndrome del Diógenes digital. Me gustaría saber si compartís estas sensaciones... y si encontráis alguna solución adicional para un problema que solo se puede atajar —creo— dejando el móvil bien guardadito en el bolsillo para disfrutar del momento sin más interfaz que nuestors ojos. En Xataka | ¿Te has parado a pensar alguna vez por qué haces fotos? También te recomendamos Kodak tratará de resurgir en 2015, y lo hará en cámaras para móviles basados en Android La metalista de listas de consejos para fotografía móvil Ocho trucos de Instagram que hemos aprendido de los instagramers más populares - La noticia Diógenes digitales: ¿para qué sacamos tantas fotos y vídeos cuando difícilmente los revisitamos? fue publicada originalmente en Xataka por Javier Pastor .

Leer más »

‘Wonder Woman’, review: un paso en falso… en la dirección correcta

650_1200

Resulta tan evidente qué es lo que hace bien (en algunos -bastantes- momentos, muy bien) la primera película en solitario de Wonder Woman que la leve sensación descorazonadora al salir de la sala se incrementa: si está tan claro qué funciona la película, ¿por qué se empeña en dar pasos erráticos su visión de la heroína más importante del Universo DC? Si Patty Jenkins demuestra que su visión es arriesgada y consistente, ¿por qué no pisa a fondo en esa dirección? La primera y lógica respuesta es que DC no está como para tomar riesgos: las películas de Zack Snyder protagonizadas por Batman y Superman, digamos que el canon del actual universo cinematográfico DC, son locuras con un tono y una textura inconsistente incluso dentro de las propias películas. Y las que han intentado salir de ese esquema, como 'Suicide Squad', han sido desastres sin paliativos. 'Wonder Woman' va, en cierto sentido, a lo fácil: una historia de origen lineal y sin complicaciones. Con secundarios gustosos, con una heroína sin traumas (literalmente sin traumas: su misión está muy por encima de patologías que llevan a millonarios a disfrazarse de ratones con alas) y una trama que no se bifurca en decenas de caminos imposibles de cerrar satisfactoriamente, como pasaba en 'Batman v Superman'. No hay ningún problema con eso: el encanto de, por ejemplo, la primera película del Capitán América, que 'Wonder Woman' tiene como claro referente, es que antes de que Marvel se convirtiera en una explosión continua de películas interconectadas entre sí, aquella 'El primer vengador' era, sencillamente, una película bélica con superhéroes. Con un nazi deforme y una historia de origen emotiva y bien contada. Una película sencilla: para mal y para bien 'Wonder Woman' va por los mismos derroteros: plantea el origen del personaje en la isla, resume su origen divino y la manda a un mundo en guerra con una misión. El interés romántico -es inevitable-, existe, pero no hay altibajos ni desencuentros: es más un unir los puntos que una auténtica trama secundaria. ¿Es todo eso necesariamente un problema? Sí y no: cuando funciona, esa pulcritud y sencillez otorga a la película un sabor de genuino comic-book, con sus peleas rebosantes de auténticas splash-pages en movimiento, asimilando las enseñanzas estéticas de Zack Snyder pero despojándolas de confusión, oscuridad y dramatismo. 'Wonder Woman' exhibe orgullosa su sencillez argumental y estética. Las recientes declaraciones de sus responsables de que no han cargado las tintas en la violencia ni en el componente erótico para que la película fuera para todos los públicos y "ninguna niña se quedara sin ver Wonder Woman" se puede aplicar a todo tipo de espectadores potenciales y a todos los aspectos del film. 'Wonder Woman' no quiere que nadie desconecte de su ingenua aventura iniciática, y por eso apenas se cruza con otras películas DC. La sencillez de 'Wonder Woman' afecta, sobre todo, a la parte más estrictamente bélica de la película. ¿La cara B de esa decisión? La película es tan sencilla que cuando se adentra en los terrenos de la película de espías no lo puede dejar en segundo plano. Entra con toda la artillería en la parafernalia bélica, ofreciendo al espectador una aventura de superhéroes durante la 1ª Guerra Mundial en constante huída hacia adelante. Cuando no funciona, 'Wonder Woman' no funciona en absoluto. Por suerte, también es así en la otra dirección: cuando 'Wonder Woman' funciona es perfecta en su honesta contemplación del mito superheroico de forma frontal. El mejor ejemplo está en el soberbio tramo en la isla de Temiscira, que pese a su tono explicativo de película de origen está lleno de personajes con fondo, imágenes para el recuerdo y un par de secuencias de acción que están entre lo mejor de la película. Y lo mismo se puede decir del tan comentado componente feminista del film. Desde luego, comparado con aburridos choques de testosterona como 'Batman v Superman', que se reducen a dos hombres diciéndose a gritos y a puñetazos lo fuerte que sienten muy adentro, 'Wonder Woman es un oasis'. Sobre todo gracias a la espectacular creación de Gal Gadot, perfecta a medio camino entre la cercanía y la omnipotencia. Su reivindicación de una forma de contemplar la vida y los conflictos humanos femenina y constructiva pero no por ello afectada o necesitada de protección masculina es un radical punto y aparte con tantas películas de superhéroes, y entronca bien con la tradición del personaje y con los valores que lleva comunicando no ya desde la apasionante reformulación de la heroína a manos de George Pérez en los ochenta, sino de su encarnación original en los años cuarenta. Pero al mismo tiempo, se queda a medio camino. No, Wonder Woman en ningún momento hace funciones de damisela en peligro, no llega a esos extremos, pero Warner, DC y Patty Jenkins tienen en sus manos un arma muy poderosa y un personaje icónico y lleno de significado que no exprimen a fondo. 'Wonder Woman' está mirando en la dirección correcta aunque sus primeros pasos sean dubitativos. Todo hace pensar que lo mejor está por venir. También te recomendamos Más acción y batallas en el nuevo y espectacular tráiler de Wonder Woman Ocho trucos de Instagram que hemos aprendido de los instagramers más populares 'Wonder Woman' ya tiene tráiler definitivo, y es todo lo épico que podríamos esperar - La noticia 'Wonder Woman', review: un paso en falso... en la dirección correcta fue publicada originalmente en Xataka por John Tones .

Leer más »

Cómo el solsticio de verano nos ayuda a entender Stonehenge

650_1200

Nadie sabe a ciencia cierta por qué se construyó Stonehenge hace más de 5.000 años. Hay teorías (cientos, miles de teorías), pero si nos vamos a la evidencia científica e histórica hay pocas cosas que podamos ser por seguras. Una de ellas es que el gigantesco monumento megalítico tiene algo que ver con los solsticios (y muy especialmente con el solsticio de verano). No deja de ser una curiosidad, pero también es un ejemplo precioso de cómo el estudio científico del mundo nos ayuda también a entender nuestro pasado. ¿Qué es Stonehenge? Stonehenge es seguramente la estructura megalítica más famosa del mundo. Aunque la imagen más común es un enorme círculo de piedras gigantes, el complejo monumental era mucho más amplio. En su día, eran en torno a 162 elementos esparcidas por la planicie de Salisbury (a unos 135 kilómetros de Londres). Stonehenge fue construido hacia el 3100 a. C. y se asocia a la sedentarización de los pueblos nómadas que vivían en Gran Bretaña. Mil años antes de la construcción del monumento, las llanuras de Salisbury ya estaban llenas de grandes túmulos colectivos y durante los siglos la construcción se fue haciendo cada vez más compleja hasta que los cambios económicos y culturales hicieron que perdiera su función social. Esa, que siempre dice el arqueólogo Rodrigo Villalobos, es la parte más interesante. No la cuestión técnica, sino la cuestión social: "una gran fuerza de trabajo requiere primero sustento y luego también coordinación" y esa es la cuestión central de la construcción y desarrollo de Stonehenge también. ¿Qué nos puede enseñar el solsticio sobre Stonehenge? Tendemos a pensar en los yacimientos arqueológicos de forma demasiado estrecha. «En muchas sociedades hay lo que se llaman "centros de agregación" que serían lugares, habitualmente monumentalizados, donde distintos grupos se juntarían en determinados momentos del año para distintas cuestiones: reforzar la identidad del clan o de la unidad política, intercambiar alimentos y productos manufacturados u otras cosas que hoy nos parecerían tan mundanas como "buscarle pareja a los descendientes"», decía Villalobos de Göbekli Tepe. Y es algo aplicable también a Stonehenge. Es decir, no podemos estar seguros de todas las funciones que tenía el monumento, pero hay una que es muy probable que sí tuviera: marcar el solsticio de verano. En la recreación de la imagen superior se puede ver sin problemas: durante este solsticio el sol se levanta justo sobre la Heel Stone para alcanzar directamente el centro del altar de piedra. Una precisión que difícilmente puede achacarse al azar. Así que sí, parece razonable decir que Stonehenge fue, entre otras cosas, un observatorio astronómico. En ello coinciden los expertos y también los miles de turistas que se agolpan en Salisbury cada año en días como hoy. Supongo que mirar al cielo es algo que hemos tenido en común todos los seres humanos a lo largo de toda la historia. Y no me extraña. Imágenes | Paul Townsend También te recomendamos Por qué la estadística es la gran asignatura del siglo XXI Ocho trucos de Instagram que hemos aprendido de los instagramers más populares "Enviar una sonda a Marte no es tan difícil" y estos estudiantes quieren demostrarlo con una cápsula del tiempo espacial - La noticia Cómo el solsticio de verano nos ayuda a entender Stonehenge fue publicada originalmente en Xataka por Javier Jiménez .

Leer más »

Javier Cárdenas está decidido a ser el mayor altavoz de charlatanes del país: ahora le toca a la morfopsicología

650_1200

Ayer por la noche, Javier Cárdenas y su equipo decidieron que con el bulo de las vacunas no tenían suficiente. No se explica de otro modo que TVE invitara a Julian Gabarre, un supuesto experto en morfopsicología que todo lo que tiene de "doctor cum laude" lo tiene de poco riguroso. La morfopsicología es una pseudociencia que se dice capaz de desvelar los detalles de la personalidad de cualquier persona con solo mirarle la forma de la cara. Un despropósito que, sin embargo, ha gozado de mucho éxito entre técnicos de recursos humanos, periodistas y miembros de los cuerpos y fuerzas de seguridad del estado. Veamos por qué. Más pseudociencia en televisión Reconozco que he estado a punto de no escribir este artículo. Tras las últimas semanas, está claro que Javier Cárdenas ha iniciado una carrera hacia delante en la que todo le importa bien poco. Y en ese todo, se incluye la salud de su menguante audiencia. Todo parece valer con tal de ser el centro de atención del país. En este sentido, contestar a cada provocación, a cada bulo o a cada mentira no deja de ser una forma de contribuir a que su estrategia tenga éxito. No es mi intención y, sin embargo, aquí me tenéis hablando sobre cómo Televisión Española dedica el "acceso al prime time" a propagar bulos pseudocientíficos. Pero es que cuando miro a la parrilla televisiva veo a cadenas como 13tv usando este tipo de teorías como arma política, veo a "expertos en lenguaje no verbal" en Espejo Público o a morfopsicólogos campando a sus anchas por los platós de Sálvame. Sigue sin ser Cárdenas, es todo lo demás. ¿Qué es la morfopsicología? La pseudociencia de la que hablamos hoy fue inventada en 1937 por un psiquiatra francés, Louis Corman, y no es más que un avatar remozado de la frenología, la teoría pseudopsicológica que trataba de averiguar el carácter de las personas por la forma de su cabeza. No me andaré por las ramas: ni la frenología, ni la morfopsicología tienen un solo estudio científico que sostenga sus afirmaciones. Hay artículos esporádicos entre los años 50 y los 70. Luego desaparece y lo más parecido a esto es un oscuro algoritmo (sin revisar) que dice poder identificar a criminales por la forma de la cara. Algo que, como decía la investigadora Kate Crawford, se trata de "frenología en sentido literal, solo que está usando herramientas modernas de aprendizaje automático supervisado en lugar de calibradores. Es pseudociencia peligrosa". ¿Por qué es peligrosa? Porque en manos de las personas equivocadas puede causar enormes problemas. Hoy por hoy, hay expertos en morfopsicología que van ataviados con el uniforme de la Guardia Civil. ¿Imagináis los problemas que puede ocasionar tener la nariz grande, el pómulo prominente o la frente hundida para alguien con poder y una idea equivocada de la psicología humana? Y no, no es algo rebuscado. Ya contamos que Darwin estuvo a punto de no viajar en el Beagle (un viaje fundamental para el desarrollo de la Teoría de la Evolución) por la forma de su nariz. Los "expertos" que usan estas técnicas para seleccionar recursos humanos se cuentan por docenas (salen incluso en televisión) y pueden decidir sobre nuestro futuro laboral sin que les tiemble el pulso. Y ahora con un 300% más de atención mediática Y aquí estamos de nuevo. El doctor Gabarre es un viejo conocido de los medios de comunicación (+) y su trabajo durante estos años es esencial para entender el éxito que han tenido estas teorías pseudocientíficas. No es la primera, ni la última vez que ocurren todas estas cosas. Sin embargo, lo que me parece preocupante es que, tras el apoyo de la directora de Programas de RTVE (que excusaba su comportamiento "porque tenía mucha personalidad"), Javier Cárdenas parece estar desatado: no sólo está espoleando al movimiento antivacunas, sino que se apunta al carro de cualquier pseudociencia que quede bien ante las cámaras. Nunca creí que iba a decir esto, pero Cárdenas está siendo capaz de convertir a Cuarto Milenio en un programa científicamente respetable. Y lo que nos queda como no hagamos algo. También te recomendamos De París a La Habana: de lo cosmopolita a la tradición más colorista Hay gente promoviendo terapias sin base científica y animando a abandonar las comprobadas. Esto es lo que podemos hacer legalmente La verdad de los supervivientes: cáncer, pseudociencia y "pruebas vivientes" - La noticia Javier Cárdenas está decidido a ser el mayor altavoz de charlatanes del país: ahora le toca a la morfopsicología fue publicada originalmente en Xataka por Javier Jiménez .

Leer más »

La peli de ‘Han Solo’ busca nuevo director: Chris Miller y Phil Lord abandonan el spin-off de ‘Star Wars’ por diferencias creativas

1024_2000

Curioso lo que ha ocurrido con el Spin-off de Han Solo, la Disney ha decidido que los dos directores elegidos para llevar hasta buen puerto este proyecto, no continúen al mando. Tanto Phil Lord como Chistopher Miller ya no son los directores de la película, y es curioso ya que estamos a tres semanas del fin de rodaje de la misma. Kathleen Kennedy, presidenta de Lucasfilm, explica que los cineastas han hecho un trabajo fantástico, eligiendo un reparto y equipo a la altura de la saga galáctica, pero las visiones creativas que mantienen son muy diferentes y lo mejor es separar los caminos profesionales. El nombre de un nuevo director tiene que ser anunciado en pocos días, y la verdad es que tiene un papel complicado, si es que tiene que retomar lo ya hecho, o borrar todo y empezar de nuevo. En las quinielas ya aparecen nombres como los de Ron Howard o Joe Johnston. Todo apunta a que esta situación prolongará el trabajo y las fechas de estreno de una peli que tendrá como principal protagonista a un Han Solo joven, en manos del actor Alden Ehrenreich. Le acompañarán Woody Harrelson, Donald Glover, Emilia Clarke o Thandie Newton. Disney tiene una gallina que pone huevos de oro con esto de estirar la saga Star Wars, lo hemos comprobado con los taquillazos de ‘Rogue One’ y ‘El despertar de la fuerza’. Con este nuevo título las cosas no deberían estar alejadas del éxito, los ingredientes acompañan, pero tenemos la sensación de que más que un consenso, son los directores los que se han querido ir por falta de libertad. A continuación las declaraciones de ambas partes: Phil Lord y Christopher Miller son unas cineastas talentosos que habían reunido un reparto y un equipo increíbles, pero ha quedado claro que tenemos visiones creativas diferentes de la película y hemos decidido separar nuestros caminos. Un nuevo director será anunciado pronto. Kathleen Kennedy Por desgracia, nuestra visión y proceso no estaban alineados con las de nuestros compañeros en este proyecto. Normalmente no somos fans de la frase "diferencias creativas', pero por una vez ese cliché es cierto. Estamos muy orgullosos del asombroso trabajo de nuestro reparto y equipo. Phil Lord, Chistopher Miller Alden Ehrenreich será el nuevo Han Solo También te recomendamos 'Star Wars Episodio IX' ya tiene fecha de estreno así como la próxima aventura de Indiana Jones De París a La Habana: de lo cosmopolita a la tradición más colorista El spin-off de Star Wars sobre Han Solo ya tiene fecha de estreno y nos muestra su primera imagen - La noticia La peli de 'Han Solo' busca nuevo director: Chris Miller y Phil Lord abandonan el spin-off de 'Star Wars' por diferencias creativas fue publicada originalmente en Xataka por Kote Puerto .

Leer más »